miércoles, 29 de enero de 2014

La vida es un camino inevitable

Para AOZ

Cuando llueve, el cielo parece un lugar horrible. Piensas en la gente que va en los aviones leyendo el periódico esperando llegar a algún lugar. Y en que tú estás ahí, detenido, medio jodido en la cocina, tomando café y fumando, con nadie con quien hablar, mirando la lluvia y pensando en ella. En que la vida  la puso en tu camino y ella, te trajo un amor inevitable. Hoy no hay memoria que no te someta a ella. No hay idea que no te empuje hacía ella. Tu vida dejó de ser un lugar apacible desde que te alejaste de su lado. Y vives como si alguien te hubiera metido en un psiquiátrico californiano y te estuvieras comportando como Randle McMurphy. Hoy, la echas de menos hasta enfermar y sabes que casi no te queda tiempo para  intentar volver por la carretera de la frustración y el olvido.

Cuando su corazón te late, todo son recuerdos del fracaso y la desdicha.







Madrid, 29 de enero de 2013
Antonio Misas